Pareja de satánicos quemó a su bebé para evitar el fin del mundo

Pareja de satánicos quemó a su bebé para evitar el fin del mundo

CHILE. – El 23 de noviembre del 2012 Ramón Castillo Gaete y Natalia Guerra iniciaron un rito para evitar el fin del mundo el 21 de diciembre del 2012.

A las 11:00 p.m. ambos tomaron un alucinógeno denominado ayahuasca y tomaron a su bebé de 2 meses de nacido, lo amarraron a una tabla y lo quemaron vivo.

Meses después, cuando llegó el día del juicio final, nada pasó. El apocalipsis no sucedió y tampoco el fin del mundo. Desde ahí, empezaron una huida de las autoridades y en el 2013 el cuerpo del bebé fue encontrado. Ellos pertenecen a la secta Antares de la luz de la que eran líderes.

El padre del bebé, al verse tan acorralado, decidió irse de Chile, pero también acabar con su vida. Su cuerpo fue hallado en Perú en el 2013.

Muchas de las personas que pertenecían a la secta se alejaron de ella y Guerra, decidió también huir. En el año 2017 se convirtió en una prófuga de la justicia, cambiando de residencia constantemente y no se dejó atrapar.

En ese entonces iba a ser juzgada únicamente por 5 años pues fue quien “desnudó, ató y amordazó al bebé para lanzarlo vivo al fuego”.

Por otro lado, la secta y sus integrantes enfrentaron procesos penales que acabaron en condenas por homicidio y parricidio.

Hace pocos días capturada

A pesar de todo lo que lo hizo Guerra la justicia la alcanzó y hace pocos días fue capturada.

Cuando la justicia cuestionó a Natalia Guerra, la madre, ella señaló haber estado drogada, en una maniobra legal por limpiarse de responsabilidades, pero sus declaraciones se contradecían con otras anteriores que hizo.

“Todos sabían que mi hijo tenía que ser asesinado por Castillo y que debía ser así. Él era Dios”, había declarado en el pasado.

De nada le sirvió defenderse. Natalia Guerra fue condenada a 5 años de cárcel.

¿Quién era Ramón Castillo Gaete?

Poca información se tiene sobre cómo funcionaba esta secta liderada por Ramón Castillo Gaete en Chile.

Algunos expedientes policiales chilenos indican que la secta tenía como objetivo vivir en comunidad, consumir drogas y someterse a supuestos rituales de sanación.

Por otro lado, sobre Ramón Castillo Gaete se sabe que fue el menor de tres hermanos y llevaba una vida acomodada.

Castillo líder de la secta “Antares de la luz”, se autoproclamaba Dios y debía mantener relaciones sexuales con todas las mujeres de la secta, y si un hijo llegaba a resultar de esas relaciones debía morir, por ser el anticristo.

De una personalidad narcisista, combinada con un alto poder de convencimiento y seducción, Castillo logró recaudar importantes fondos entregados por los miembros de la agrupación y había escapado al Perú.

Castillo Gaete fue encontrado colgando por el cuello de una viga y, luego de las pericias de rigor, la policía peruana confirmó la identidad de fugitivo con las huellas dactilares que la PDI envió a Perú.

Publicado en: NOTICIACRISTIANA.COM – Entérate diariamente de todas las noticias cristianas evangélicas.

Loading...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Send this to a friend

By continuing to use the site, you agree to the use of cookies. more information

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close